Avisar de contenido inadecuado

Cómo preparar una tabla de quesos

{
}

Tabla de quesos

El vino y el queso son dos compañeros inseparables, con lo que preparando una rica tabla de quesos maridada con un buen vino podemos tener lista una deliciosa merienda entre amigos, perfecta para una tarde de verano en la que no queremos ni acercarnos a la cocina, aunque en realidad es una idea estupenda para cualquier momento del año.

 

Tan sólo es necesario disponer de una buena variedad de quesos de distintas texturas y grados de curación, y comerlos en el orden adecuado, para no enmascarar sabores. España es una tierra rica en quesos, con una gran variedad de sabores procedentes de distintas regiones, con las que podemos preparar una riquísima tabla de quesos nacionales.

Debemos empezar por un queso suave, como fresco o requesón, o un queso de oveja tierno, para poco a poco ir subiendo de intensidad.

Podemos seguir por algún queso de textura blanda y sabor suave, como un Arzúa-Ulloa, un rico queso gallego poco conocido fuera de esta comunidad pero con un sabor delicioso.

Una buena idea puede ser o bien centrarnos en los quesos de una sola región, o combinar el plato creando un recorrido gastronómico con quesos de distintas zonas, como el Mahón de Menorca, una rica Torta del Casar de Cáceres, o un buen queso Idiazabal del País Vasco o Navarra.

Así, vamos subiendo el sabor del queso, hasta llegar a los quesos más curados y fuertes, como el queso de cabra, para terminar con algún queso azul, como La Peral, también poco conocido, en este caso asturiano, que no debería faltar en una buena tabla de quesos.

Tan sólo quedar cuidar algunos detalles, como servir siempre un buen pan, lo más artesano posible, que hará de base y acompañamiento a nuestros quesos. También es buena idea acompañar nuestra tabla con unos frutos secos y algunas frutas frescas, como uvas, que limpiarán nuestro paladar entre queso y queso, y darán una nota de frescor.

Todo ello maridado con unos buenos vinos, blancos y más frescos para los quesos mas suaves, y tintos más intensos para los quesos curados, que hagan que nuestra velada sea un placer para el paladar.

{
}
{
}

Deja tu comentario Cómo preparar una tabla de quesos

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre